Ultimas Entradas

lunes, 29 de junio de 2015

Las Ilusiones De La Matrix: La ilusión de la verdad

La ilusión de la Verdad


La repetición es una técnica casi tan antigua como el hombre mismo. De hecho, existe una frase popular que afirma que una mentira repetida cien veces llega a convertirse en verdad. Los políticos, los medios de comunicación y la publicidad utilizan mucho la repetición como una forma para persuadir a las masas; pero… ¿es realmente la repetición una técnica persuasiva?

Aunque pueda parecer demasiado simple lo cierto es que la repetición de los mensajes realmente aumenta su efecto persuasivo; convirtiéndose en una de las estrategias más sencillas para convencer a los otros. En el año 1992, Begg, profesor de la McMaster University en Ontario, demostró el efecto de la repetición con un sencillo pero curioso experimento. Los participantes simplemente debían evaluar la veracidad de determinadas frases que se les mostraban. Lo interesante es que estas frases se expresaban sólo una vez o se repetían al menos dos veces. Al finalizar el experimento pudo apreciarse que las personas tendieron a evaluar las frases repetidas como más veraces y, como puede presuponerse, si creemos que un mensaje es veraz, seremos más sugestionables y más receptivos a la información que éste nos brinda.


La verdad se ha convertido en un tema delicado en nuestra cultura, y hemos sido programados para creer que 'la 'verdad viene de los semidioses de los medios de comunicación, la celebridad y el gobierno. Si el televisor declara que algo es verdad, entonces somos herejes a creer lo contrario.

A este efecto se le conoce en Psicología como la “Ilusión de la verdad”, un fenómeno según el cual la familiaridad (de la mano de la exposición reiterada a los mensajes) nos hace valorar un mensaje como más veraz de lo que realmente es. Muchas veces creemos que las cosas familiares son verdaderas porque nuestro cerebro tiene que hacer un esfuerzo muy pequeño para procesarlas y esta señal a nivel inconsciente de relativa facilidad, nos confunde con la verdad. Lo contrario ocurre con las informaciones que son muy difíciles de procesar, tendemos a desconfiar de las mismas y a pensar que son inciertas.

Como puede presuponerse, muchos políticos o publicistas conocen a la perfección que: entre la verdad y la Ilusión de la verdad no existe sino una línea muy sutil.

No obstante, repetir hasta el cansancio una información puede tener efectos totalmente contraproducentes. Por esta razón muchas investigaciones se dan dedicado a examinar cuál es el número de repeticiones que hace que un mensaje sea percibido como verdadero y persuasivo. Brinol, en el año 2008, descubrió que las personas se sienten cómodas con una idea después que han sido expuestas a la misma entre 3 ó 5 veces. Un número mayor de repeticiones no aumenta la veracidad e incluso puede incitar la desconfianza. Precisamente, ésta es la razón por la cual los spots publicitarios se repiten pero variando algunos de sus diálogos de forma que transmiten la misma idea pero a la misma vez capturan la atención con la variación de los detalles.


Con el fin de mantener el orden, los poderes fácticos dependen nuestra disposición a su versión de la verdad. Mientras que los pensadores y periodistas independientes soplan continuamente agujeros en las versiones oficiales de la realidad, la ilusión de la verdad es tan poderosa que se necesita una conmoción personal grave para evitar la disonancia cognitiva necesaria para funcionar en una sociedad que persigue abiertamente falsas realidades.

EL DOBLE LENGUAJE DE ORWELL


Una de las técnicas más usadas, fuera de repetir una mentira o una verdad a medias, es el uso del doble lenguaje, y aunque ud. No lo crea, estamos en plena época en que el uso del doble lenguaje es primordial el uso de estas técnicas persuasivas.

El doble lenguaje, ya se exponía en la novela 1984 de George Orwell, el Ministerio de la Verdad, mentía constantemente y rectificaba fotos, documentos y libros de historia.

Aquello que es un concepto bueno, se asumía como propio. Aquello que es un concepto malo, se le hacía asumir al rival. Aunque la realidad no coincidiera con esa distribución.

La elite manipula nuestra concepción de la realidad mediante el doble lenguaje, es el diseño y creación deliberada de expresiones para esconder su verdadero significado, esto pretende identificar un referente con el significado de una expresión que no tiene nada que ver con la realidad, siempre con la intención del control del pensamiento de las masas.

A los Departamentos de Guerra se los llama "Departamento de Defensa", si se llama de defensa parece que su fin es solo defenderse en caso de ataque, haciendo creer a las personas que son buenos en el fondo, cuando en realidad su fin es hacer la guerra.

A los mercenarios se les llama contratistas o personal armado privado, quizá porque muchos son blancos, tienen uniformes sofisticados, gafas de sol último modelo, armamento muy cualificado y están contratados por empresas occidentales o por el propio ejército estadounidense, que cuenta con algunos departamentos ya cuasi privatizados; pero retornan a su palabra original de mercenarios cuando son los “enemigos” del sistema, como los mercenarios negros que operaban en Libia al servicio del gobierno de Gadaffi.


Al genocidio de mujeres y niños lo llaman "daño colateral" para quitarle importancia, despersonificarlo y considerarlo algo inevitable. De esta forma el desgraciado que los ha asesinado puede tener la consciencia más tranquila.


A las personas que piensan reventar desde cualquiera de sus máquinas de muerte lo llaman "objetivo", también sirve para despersonificarlo. El verdugo simplemente diría que ha disparado al objetivo, de esta forma no considera que ha disparado a personas sino que simplemente ha cumplido una orden; igualmente, los asesinatos de sus propios compañeros lo llaman "fuego amigo" para restarle importancia y también considerarlo algo normal e inevitable 

Cuando hay una protesta social, eres golpista – terrorista, si el gobierno está del lado del sistema, pero si es “opositor” a este, y además financiado por las “grandes naciones” es una protesta social ante la opresión estatal.


Democracia, ese el conjunto de beneficios que supuestamente obtiene un individuo con tan solo pertenecer a una raza, a una clase, a una sociedad. Este término se utiliza de modo tan abusivo que los “derechos” han pasado a formar parte del imaginario colectivo degradados al injusto estadio de “posibilidad”. En la vida real, los “derechos” son cada una de las ventajas sociales que pueden obtener aquellos individuos que disponen de suficientes recursos económicos para costearlos.

La Reserva Federal americana, no es una reserva ya que su función es crear o hacer desaparecer dinero por lo que debería llamarse fabrica y además no tiene nada de federal ya que es una empresa privada cuyos miembros, los que mandan de verdad permanecen en secreto.

Guerra preventiva, son palabras que se utiliza para describir de la forma más edulcorada posible las acciones bélicas unilaterales y sin argumentos legales que suelen llevar a cabo uno o conjunto de países, que por sí mismos o disfrazados de “Comunidad Internacional”, contra aquellos países que se resisten a acatar sus dictados.


El Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional, estos entes son en realidad empresas privadas que bien parecen dirigidas por el mismo Leviatán, destruye nuestro mundo, usando las palabras mundo o internacional proyectan poder absoluto además que damos por sentado que miran por el bien de la humanidad; pero en realidad, sus limosnas no sirven de nada, ya que ratifican el mismo sistema económico que produce la miseria en los países del Tercer Mundo. 

El Ministerio de Justicia es en realidad de injusticia, castiga solo a los pobres y defiende a las empresas, la lentitud del sistema judicial siempre beneficia a las empresas y está diseñado a propósito para hacernos sentir insignificantes, de forma que agachemos la cabeza y sigamos recibiendo castigo; ya que al no poder pagar buenos abogados, nunca vamos a tener ninguna posibilidad contra los bufetes de abogados de las empresas incluido el estado.

Fuentes

http://www.rinconpsicologia.com

http://aperiresecreta.blogspot.com/2015/05/1984-es-ahora-el-doble-lenguaje-de.html

martes, 23 de junio de 2015

Conexiones Entre América y “El Viejo Mundo”


Muchos autores populares sugieren la posibilidad de que los sitios misteriosos de todo el mundo fueron creados con ayuda del conocimiento y la tecnología por civilizaciones perdidas más avanzadas ,otros no creen que de alguna manera hubieron civilizaciones de vanguardia tecnológica en la tierra y que ese conocimiento extraordinario fue entregado a nosotros por antiguos astronautas que descendieron del cielo; pero la gran mayoría de los científicos no se suscriben a ninguna de estas ideas y tratan de explicar los enigmas antiguos en el terreno de la religión y el ritual.

En esta sección presentamos algunos detalles que todavía están causando controversia en la comunidad científica; apelando su discernimiento, si esto es mera coincidencia o obedece a alguna causa menos dirigida por el azar.

Un enlace entre Egipto y América?



Según el punto de vista oficial no hubo contacto entre el Viejo Mundo y el Nuevo Mundo antes de Colón; sin embargo, se han encontrado numerosas similitudes que sugieren un vínculo entre Egipto y el continente americano.
Hay muchos enigmas desconcertantes sin resolver, similitudes que de una u otra forma vinculan a los antiguos egipcios con los antiguos pueblos incaicos y pre-incaicos, aunque ambas culturas evolucionaron en lados opuestos del planeta y separados por océanos. 

Se pudiera creer y dilucidar que estas dos culturas han heredado de una misma fuente una alta sabiduría o compartir una "civilización madre" perdida para la historia. 

Pirámides 


Civilizaciones que construyeron pirámides de piedra, escalonadas en el desierto a lo largo de ríos y alineadas con los puntos cardinales. 

Momias


Culturas que momificaban a sus muertos, que simbolizaba una creencia de una vida más allá de la muerte, estas momias fueron enterradas en el interior de las pirámides, a menudo con ofrendas de alimentos y pertenencias personales. 

Máscaras Funerarias Oro


Máscaras de oro a sus muertos, queriendo de pronto simbolizar su entrada en la eternidad, el "otro lado" del velo, la casa más alta en los cielos, que es eterna y espiritual, a diferencia de la Tierra, que es temporal y físico; pero en este sentido, podríamos hablar de una especie de transmutación alquímica y da la idea de que, mientras ellos estaban allí, estas almas eternas que asumieron un liderazgo de forma humana, mutaron a algo más precioso; una vida espiritual, “de oro”.

Collares Con Tocados de Animales


Adornaban a sus muertos con collares de oro, cuyos extremos están formados por animales gemelos, orientados hacia afuera, que simboliza nuestras facultades humanas y animales en equilibrio, el estado de paz, un lugar de poder y eternidad 

Este estado de "equilibrio" podría simbolizarse en la transformación alquímica del oro. 

Cantería Similar.


Se construía con un aspecto muy similar, incluso hasta en los detalles de los bulbos de talla o "baches" (ver detalle). ¿Cómo se puede explicar esto? 

Las Puertas Trapezoidales


Construyeron puertas trapezoidales, lo que significaba la búsqueda de un progreso espiritual hacia “arriba”.

El trapecio es similar a un triángulo, lo que denota la ascensión y la trascendencia espiritual, este tipo de puerta es utilizada por muchas culturas antiguas y tiene que ver con una especie de calma o “nirvana” alcanzado por esta gente.


Los toques con diseños con serpientes gemelas simétricas por encima de la puerta de entrada trapezoidal a sus templos, da la idea de pretender equilibrar las energías opuestas es, sin duda lo que aquí se representa. 

Los Cráneos Alargados


En ambas culturas el “alargamiento” de los cráneos, es un enigma, pero si pudiéramos lanzar hipótesis, podríamos decir que esta práctica pretendía agudizar los sentidos y mejorar la visión espiritual o imitar a algún “ser mitológico”.

Obeliscos (Con Jeroglíficos)


Se construyeron obeliscos erigidos en lugares sagrados, el culto de este símbolo fálico se asociaba con los dioses, “El falo perdido” es por lo tanto la energía masculina, y casi siempre está colocado (como siempre) dentro de un círculo, que representa el aspecto de la energía genital de la mujer. 

El obelisco en el centro de un círculo representa el acto sexual y la unión de fuerzas opuestas. En nuestro mundo moderno, los obeliscos se encuentran prácticamente en todos los lugares importantes, convirtiéndose así en un símbolo del poder de la “élite”. 

Religión Solar


Usan simbolismo solar como una parte importante de su religión, en Egipto, el dios solar Ra era la deidad solar y en Perú el dios Inti. 

Simbolismo Solar Paralelo


Deidades representadas por animales colocados en perfecta simetría y flanqueando un escudo solar central. 

Tocado Con Animales En La Frente


Ambas civilizaciones utilizan un "motivo animal en la frente" para evocar el poder del Tercer Ojo. 

Cruz Como Símbolo (Chakana / Ankh)


También se utilizó el diseño escalonado, que simboliza el ascenso gradual hace que el iniciado en su viaje esotérico.

Iconos del dios.


“dioses de los báculos” o “dioses de las varas” sus báculos-serpientes opuestas en las manos es un caso más de la infinidad de representaciones de deidades ladeadas por animales enfrentados – simbolizando las fuerzas opuestas del bien y el mal, el orden y el caos, etc. 

Botes de Red


Los antiguos egipcios y los incas  construidas paralelas embarcaciones de vegetales en red. 


Deidades flotantes


Los antiguos egipcios e Incas representan deidades flotantes.

Pensamiento de “Élite”: Racismo, de La Religión a Darwin



"Tierra, racismo y poder, este es el rol que ha jugado la élite mundial en todos los tiempos"


“El concepto casi quimérico de “raza” inferido frecuentemente se puede tipificar a grandes rasgos a través de los siguientes atributos: “raza” es una categoría contemporánea relativa a una pseudo-ciencia natural creada y utilizada para clasificar al ser humano en diferentes grupos; los racistas recurren a este construcción con el fin de delimitar jerárquicamente las supuestas razas humanas. En muchas ocasiones, teóricos racistas intentan legitimar las doctrinas de “raza”, entretejidas por ellos mismos, basadas en el argumento del poligenismo o recurriendo a métodos de investigación empíricos como la craneometría. El racismo aparece entonces como un fenómeno, el cual se fundamenta en el monopolio de la “verdad” producto de la experiencia científica”

Antes de pasar a analizar directamente el papel particular que la élite juega en la (re)producción del racismo, son necesarias algunas consideraciones sobre la propia noción de «élite» y la historia del racismo.

Comenzaremos por identificar, de forma intuitiva, un grupo de la élite como un grupo, cualquiera que sea, que (como un todo o en el que cada uno de los miembros tomado individualmente) tiene «poder» sobre otros grupos sociales. Estos grupos de la élite —y el poder que les acompaña— se diferencian dentro de los distintos dominios sociales o diferentes espacios de poder (tales como la política nacional o local, la economía, el ejército, los servicios sociales o la cultura), y su poder se define según el grado de dominación potencial o real que ejercen sobre las acciones, o su contexto (condiciones de vida, transportes), de los (miembros de los) otros grupos.


Esta dominación puede tomar múltiples formas (política, económica, social, toma de decisiones, regulación y legislación) pero puede ser sobre todo simbólica: puede ejercerse a través del establecimiento y mantenimiento de las normas, de los valores, de las metas; a través de la adquisición y el cambio de los saberes y de las actitudes sociales. Es sobre esta misma base simbólica que las élites y sus miembros adquieren su estatus (atribuido): en otras palabras, sobre una representación socialmente compartida de su alta posición en la sociedad.

Historia del Racismo

Si bien era habitual que las culturas antiguas manifestaran rechazo y desprecio hacia otros pueblos y hacia los extranjeros, el racismo como tal, es un concepto moderno que tiene sus primeras manifestaciones en Europa y las colonias españolas en América, durante la Edad Moderna. 


En la Grecia clásica estaba vigente la discriminación al extranjero pero no por su aspecto "racial" o fenotípico, ejemplo de esto es que los grandes filósofos griegos reconocían en los egipcios (a los que describían como negros) a representantes dignos de la civilización, pero sí de practicaba en el mundo griego se practicaba la política de la aristocracia o de “Elite”. 

Aristocracia viene de aristos que significa el mejor, el superior y kratos que significa política (poder), entonces en el mundo griego se esperaba el dominio del “mejor hombre,” del rico, del aristocrático. Hay por cierto, una cadena racista y misógina en la idea del dominio del “mejor" del "adecuado.”

Es de hacer notar que filósofos y Aristócratas griegos, como Platón y Aristóteles, pertenecían a Sociedades Secretas y eran iniciados en el esoterismo (Misterios de Eleusis), como ya hemos tratado en posta anteriores; quizás en este camino comencemos a hilar la madeja del pensamiento de la “elite”, que ha sido heredera de esta forma de pensar.

Escribía Aristóteles, en La Política

libro I: "... ya desde el nacimiento unos seres están destinados a ser regidos y otros a regir"

libro III: "...El padre es como un rey que gobierna un pequeño imperio; el monarca de que hablamos es el Estado lo que a la familia es el padre."

libro III : “el dominio del estadista se ejerce básicamente en su propio interés”

Ya desde este momento, podíamos decir que se crea el paradigma de que: El "mejor" o "preferible" siempre era un hombre que después en la historia pasa a ser el hombre europeo “puro” y de “sangre azul”. Estas ideas clásicas se implantarían después en Latinoamérica y en todo el mundo en la colonia.


Después al racismo se le agrego un tinte religioso e iniciático, y es cuando comienza con la segregación representada en muchos textos religiosos de la antigüedad.

La “Elite” “política” y “religiosa”, siempre han estado de la mano; tal parece, que siempre fuesen de la mano.

La antropóloga Ruth Benedict afirma que el racismo es una religión establecida sobre una concepción naturalista del mundo. Ella propone que el racismo es "el dogma de que un grupo étnico está condenado por la Naturaleza a una inferioridad, y otro grupo está destinado a una superioridad hereditaria. Es el dogma de que la esperanza de la civilización depende de la eliminación de algunas razas y del mantenimiento de otras en estado de pureza". Sin embargo, aquellos que asumen o practican la inherente superioridad o inferioridad de un grupo de personas sobre otro, no necesariamente admitirán que es un hecho que son adherentes de una religión muy propia de ellos. No obstante, el racismo comparte todas las características de una religión, sea esta secular o sobrenatural.


Como religión, el racismo transmite un sentimiento de poder. Los racistas conciben la raza superior como su valor central y el objeto de su devoción. Por ello sus miembros encuentran en la feligresía y en la identificación con la raza superior su sentido y "poder de existencia". El poder del racismo adquiere dos formas importantes, a saber: el racismo legal, en el cual las prácticas discriminatorias están establecidas en los códigos legislativos de la nación (apartheid, nazismo, esclavitud) y el racismo institucional, en el cual las prácticas raciales están entretejidas subrepticia e insidiosa-mente en varias estructuras sociales sin la protección de la ley.

Como religión, el racismo tiene la estructura común de la religión. Tiene su propia ideología (arianismo, supremacía blanca, poder negro, triunfalismo tribal), tiene realidad tangible, tiene credos, dogmas, mitos, rituales, prácticas (ceremonias de purificación, cultos místicos), simbolismos, cultos comunitarios (aserciones de grupo en forma periódica), e incluso tiene valores morales (con la definición de lo bueno y lo malo de acuerdo con las percepciones del grupo y de sus prioridades).

Como religión, el racismo compite con otras religiones. Tradicionalmente las religiones apelan a lo sobrenatural y a otros valores y figuras del mundo, pero el racismo es más terrenal y secular. El racismo puede competir con otras religiones, o subrepticiamente explotarlas para alcanzar sus propios propósitos. La religión apela a un líder superior, condena el mal en la sociedad, se esmera por encontrar respuestas a los problemas sociales, exalta elevados ideales de justicia, equidad y hermandad, requiere obediencia absoluta y sacrificio propio y tiene su propio libro de códigos. De igual manera funciona el racismo, aunque restringido a su propio grupo de humanos superiores.

Aquí es donde los “nuevaeristas” querrán dejaran de leer, pues comenzare por el “ismo” de donde tienen más influencia, pero tranquilos!, pretendo hacer algo “imparcial”; así que expondré el racismo en otros “ismos” a medida que vaya desarrollando el tema.

Las castas de la India como control social


El sistema de castas de la India viene de una tradición muy antigua, tanto que se remonta a una historia de unos 2.500 años. En esa época los arios, un pueblo nómada, se trasladaron a la India viniendo de una tortuosa travesía desde los que actualmente es Afganistán, allá por el siglo XIV a.C. No sólo se asentaron en ese territorio sino que también crearon su propia cultura. El acervo cultural que crearon en ese momento lo conocemos hoy como la civilización védica. El sistema de castas, del latín "castus" o puro, ha sido utilizado por otras civilizaciones, pero es en la India donde ha adquirido un mayor arraigo. La palabra casta la introdujeron en este territorio los portugueses cuando a finales del siglo XV el navegante Vasco da Gama descubrió una nueva ruta marítima hacia las indias atravesando el cabo de buena esperanza. El término indio para referirse a las castas es "jati" o nacimiento, lo que significa que es este hecho lo que condicionará la pertenencia de un ser humano a una casta u otra y, la actividad, costumbres, prácticas y privilegios que se le otorguen. Hoy en día todavía perviven las castas en este país, solapándose con las clases sociales. Uno puede ser de clase alta y de casta baja, aunque esto suele ser muy minoritario. De la misma manera uno puede ser de casta alta y tener muy poco dinero.

Para gobernar el territorio los arios, que eran una etnia originaria de Irán, crearon un sistema de control social basado en las castas, dándole un trasfondo y un significado religioso. Sólo de esta manera pudieron dominar a los pueblos autóctonos de la India sin tener que recurrir a la fuerza bruta. Mediante esta especie de compendio basado en establecer reglas morales decoradas con historias de trasfondo espiritual, los arios, muy inferiores en número a los habitantes originarios del subcontinente indio, pudieron asentarse en este territorio, creando una sociedad en la que ellos estaban en la parte superior de las "clases sociales" que idearon, y por ello su derecho y autoridad prevalecieron sobre los habitantes autóctonos de la península de indostán.


La mitología sánscrita de los arios estableció que los miembros de las castas más elevadas, los cuales tenían la piel más clara, eran considerados más puros, y los de las castas más bajas, los cuales tenían la piel más oscura, lo eran menos. Las leyes de Manu establecieron este sistema rígido, impermeable e inamovible. Uno hereda el oficio de su padre y no se puede casar con otra persona de otra casta en su existencia terrenal. Sin embargo hoy en día a simple vista no se puede determinar si una persona es de una casta u otra. En algunos casos por la profesión se podrá determinar si un individuo es de una determinada casta. Así por ejemplo un sacerdote siempre será de casta alta y un conductor de camiones siempre será de casta baja. En las zonas urbanas de la India el sistema de castas está menos asentado, pero en las zonas rurales este sistema está más arraigado en la sociedad.

Según esta mitología cada individuo provenía de las partes de una divinidad llamada Brhanã. Este es el primer ser o ser primigenio y mediante su sacrificio inmolándose nacieron todos los demás seres y cosas, incluidas las castas. El sistema de castas viene muy ligado al hinduismo, una de las tres religiones principales de la india, y con mucha diferencia la que más adeptos tiene en la actualidad, con unos 800 millones de creyentes sólo en la India, el país con más seguidores de esta religión en el mundo con mucha diferencia.


Existen cuatro tipos de castas básicas en la India, sin embargo estas castas iniciales comenzaron a subdividirse, apareciendo 3.000 castas y 25.000 subcastas, todas relacionadas con la ocupación. En la actualidad el número de castas en lugar de disminuir aumenta en ramificaciones, ya que todas quieren adquirir prerrogativas que no son propias de su casta, sino de castas superiores. Las castas son completamente impermeables, es decir que los individuos de castas diferentes no se pueden relacionar entre sí. Los arios tenían su propia identidad social en la que pensaban que los aborígenes del subcontinente Indio, los pueblos drávidos, eran de clase inferior. Estos aborígenes concentraban sus asentamientos fundamentalmente en el sur de la India. Los indo-arios ridiculizaban a los drávidos llegando incluso a animalizarlos, llamándolos dasyu o dasas (enemigos). Algo parecido hicieron más tarde los romanos, los cuales llamaban a los pueblos no romanizados bárbaros, término que hoy en día se asocia a alguien de poca cultura y de rudos modales.

Según los textos milenarios hindúes, escritos en sánscrito, cada casta significa varma o color. El sánscrito es la lengua indoeuropea más antigua que se conoce, la cual tiene semejanzas con el lituano. Esta lengua es sagrada para los hindúes como lo es el latín para los cristianos o el hebreo para los judíos. El primer texto hindú del que se tiene referencia de las castas es el purusha-suktã del Rig-veda. Las tres primeras castas están compuestas por los arios y la última casta está compuesta por los no arios. 


En cuanto a las clases de castas por un lado están los brahmanes, es decir, los sacerdotes maestros y académicos. Son representados con el color blanco y a ellos debemos el yoga, la alquimia interior o las escuelas filosóficas hindúes. Los brahamanes se supone que nacieron de la cabeza del dios Brahma.


En un segundo nivel tenemos a los guerreros, o Kshatríyas (políticos y militares). Esta segunda casta, simbolizada con el color rojo, salía de los brazos y los hombros de Brahama.


La tercera casta es la de los Vaisyas (comerciantes, artesanos y agroganaderos). Esta casta la componen un grupo de individuos bastante heterogéneo por sus funciones. Es representada por el color amarillo y simboliza la clase media burguesa. Se suponía que salían del vientre de Brahama.


La última casta era la de los shudrás (esclavos, siervos y obreros). Esta era la única de las 4 castas no aria. Su color era el negro y se suponía que salían de los pies de Brhama. El simple contacto entre un brhaman y un shudrá viola del dharma.


Por último y al margen de este sistema de castas están los que no tienen casta, llamados parias chandalas o dalits. Éstos realizan los trabajos de menos importancia, tales como la recogida de excrementos, la limpieza de urinarios públicos o el curtido de pieles. Estas subcastas incluso no pueden beber de las mismas fuentes de las que beben los miembros de las demás castas.

La violación del dharma o deber ser conlleva que en la próxima reencarnación el individuo se reencarne en un ser de casta inferior o incluso en un animal, aunque también podría conllevar que la persona en cuestión adquiera la condición de paria y quede al margen de la sociedad. Sin embargo su cumplimiento conlleva que en la siguiente reencarnación el individuo adquiera una casta superior. En cualquier caso es imposible que una persona adquiera una casta superior en su vida terrenal. Una de las obligaciones que impone el dharma es que los individuos de una casta sólo pueden comer aquella comida preparada por individuos provenientes de la misma categoría.

El Racismo Judío.


Un Ejemplo de esto lo podemos ver en la Torah Hebrea:

Leamos a Gén. 9: 20-24: 

“Después comenzó Noé a labrar la tierra, y plantó una viña; 21y bebió del vino, y se embriagó, y estaba descubierto en medio de su tienda. 22Y Cam, padre de Canaán, vio la desnudez de su padre, y lo dijo a sus dos hermanos que estaban afuera. 23Entonces Sem y Jafet tomaron la ropa, y la pusieron sobre sus propios hombros, y andando hacia atrás, cubrieron la desnudez de su padre, teniendo vueltos sus rostros, y así no vieron la desnudez de su padre. 24Y despertó Noé de su embriaguez, y supo lo que le había hecho su hijo más joven”.

La maldición de Cam” según la Torah, el hijo de Cam (Canaán) fue maldecido por su padre abuelo Noé porque era inmoral. La maldición dictaba que Canaán y todos sus descendientes debían ser esclavos o siervos de los otros hombres.

Obviamente es un círculo vicioso que se establece, si el Otro (Canaán) es inmoral, entonces no es blanco. Si se es negro o indio, entonces se es inmoral. Obviamente no hay conexión directa entre la leyenda de la Torah y la esclavitud, pero muchas teorías racistas se basan en esta historia.

El Talmud es la interpretación orgánica del Antiguo Testamento hecha por rabinos, maestros, profetas e iluminados judíos para su pueblo, con dos partes principales: la Mishna (leyes religiosas) y la Gemara (comentarios, explicaciones e interpretaciones). Para la conciencia del hombre común, este documento está lleno de supersticiones, odios y afirmaciones aberrantes.

Pero no me voy a poner las citas que ya han gastado miles de bits; me gusta más ir a los argumentos:

Primeramente quiero dejar en claro que no tengo nada contra los judíos, pero si contra el sionismo que se “apodero” y “abandero” de la causa judía.


El sionismo defiende la limpieza étnica, la limpieza de la tierra que ellos se creen con el derecho, divino o no, de poseerla, el sionismo cree en la supremacía del judaísmo y de esta religión como vínculo de unión para formar un estado único y exclusivamente judío en detrimento de la población nativa palestina, y desde hace más de sesenta años ese ha sido su único objetivo poniéndolo en práctica de mil y una formas político-militares.

Googlee, la palabra “aravim”, descubra los problemas con los judíos que han emigrado de África, las leyes migratorias israelíes, y se darán cuenta de que hablo; quien sea negro, sin recursos, inmigrante y además no judío tiene todas las papeletas para ser deportado de Israel.

Las patrañas de baluarte de occidente, del terrorismo islámico y demás historias en las que se escudan ya no se las creería nadie, si la gente investigara un poquito y el mundo empezaría a verlo como lo que verdaderamente es.

La tradición Judía, paso como herencia a la “Cristiandad”.


“San” Isidoro de Sevilla, (nacido probablemente en Cartagena, c. 556-Sevilla, 4 de abril de 636), canonizado en 1598, y declarado como el doctor de la Iglesia en 1722, el papa Inocencio XIII, ya nos muestra evidencias muy explicitas de racismo en la iglesia Católica, con su famoso mapa. 

El Religioso español José Gumilla, también “hallaría”, la “línea de sangre entre Cam y los indígenas Latinoamericanos, para defender el racismo y la “superioridad” Europea:


Más Afirmaciones de los elocuentes religiosos “evangelizadores” de Latinoamérica:


Otro ejemplo, veamos lo que dice la mística católica Anne Catherine Emmerich sobre esta idea: “yo vi que la maldición de Noe sobre Cam fue como una nube negra que finalmente lo oscureció. Su piel perdió su blancura, Cam se volvió más negro; su pecado su sacrilegio… Yo vi que las estúpidas naciones negras son las descendientes de Cam.”


De los “pecados” racistas del “cristianismo”, ya se ha hablado mucho, basta con recordar la inquisición, las “juderías” y su complacencia con el poder y las dictaduras

La Discriminación en el Islam


Según las web islámicas: “El racismo no existe en el Islam. Nuestro profeta Muhammad (salallahu 'alayhi wa salam) nos enseñó que el color o la raza no tienen importancia, ya que todos somos creación de Allah (subhana wa ta'ala) y todos hemos sido creados de barro.”

Pero se les olvida mencionar el termino Kafir (en árabe: كافرkāfir, plural كفّار kuffār), que es un concepto jurídico árabe-islámico que significa “no creyente” o “ateo”. Se repite en el Corán al menos unas 500 veces y sirve el nombre de los adversarios de Mahoma como kufr? R (“infieles”) o como alladh? Kafar na? (“Descrea”). Kafara significaba en el antiguo original árabe “ingratos” (cf. Kufr ). En concreto, el Ungläubigsein se significa con respecto a las creencias islámicas.


En la ley islámica son tres tipos de kufr diferenciada para:

Dhimmis viven con derechos restringidos bajo el dominio islámico.

Harbis que sin derechos, sin el derecho a la vida para vivir fuera del dominio islámico.

Musta’mins , que por un acuerdo de protección temporal (Aman) se conceden derechos similares a los dhimmis, para que puedan entrar en el dominio islámico. Estado de Musta’min es siempre temporal.

En su sentido coránico más fundamental, kufr significa "ingratitud".5 Sin embargo, el Corán contiene muchas aleyas en los que se proporcionan definiciones más detalladas; así podremos encontrar que un kafir debe ser:

(Aterrorizado): Cuando vuestro Señor inspiró a los ángeles: «Yo estoy con vosotros. ¡Confirmad, pues, a los que creen! Infundiré el terror en los corazones de quienes no crean. ¡Cortadles el cuello, pegadles en todos los dedos!»[8: 12]

(Destruido): Así fue extirpado el pueblo que obró impíamente. ¡Alabado sea Dios, Señor del universo! [6: 45]

(Aborrecible): "Quienes discuten sobre los signos de Dios sin haber recibido autoridad... Es muy aborrecible para Dios y para los creyentes."[40:35]

(Masacrado): Hallaréis a otros que desean vivir en paz con vosotros y con su propia gente. Siempre que se les invita a la apostasía, caen en ella. Si no se mantienen aparte, si no os ofrecen someterse, si no deponen las armas, apoderaos de ellos y matadles donde deis con ellos. Os hemos dado pleno poder sobre ellos.[4: 91]

(Crucificado): Retribución de quienes hacen la guerra a Dios y a su Enviado y se dan a corromper en la tierra: serán muertos sin piedad, o crucificados, o amputados de manos y pies opuestos, o desterrados del país. Sufrirán ignominia en la vida de acá y terrible castigo en la otra.[5: 33]

(Burlado): Ese día, los creyentes se reirán de los infieles.[83: 34]

(Castigado): Pero le habéis desmentido y pronto os vendrá lo ineludible (el castigo)». [25: 77]

(Maléfico):Di: «¡Sí, y vosotros os humillaréis! (por vuestra maldad)»[37: 18]

(Maldito): Malditos, serán capturados y muertos sin piedad donde quiera que se dé con ellos,[33: 61]

(Decapitado): Cuando sostengáis, pues, un encuentro con los infieles, descargad los golpes en el cuello hasta someterlos. Entonces, atadlos fuertemente.[47:4]

(hacerles la guerra): ¡Combatid contra quienes, habiendo recibido la Escritura, no creen en Dios ni en el último Día, ni prohíben lo que Dios y Su Enviado han prohibido, ni practican la religión verdadera, hasta que, humillados, paguen el tributo (Yizia) directamente!

(Ignorante): Aunque hubiéramos hecho que los ángeles descendieran a ellos, aunque les hubieran hablado los muertos, aunque hubiéramos juntado ante ellos todas las cosas, no habrían creído, a menos que Dios hubiera querido. Pero la mayoría son ignorantes. 

El Darwinismo Social


Uno de los aspectos más importantes y no obstante menos conocido de Darwin es su racismo: consideraba a los europeos blancos más "avanzados" que otras razas humanas. En tanto presuponía que el ser humano evolucionó a partir de criaturas parecidas a los monos, barruntó que algunas razas se desarrollaron más que otras y que las últimas aún tenían rasgos de simios. En su libro "La Descendencia del Hombre", el cual publicado después de "El Origen de las Especies", comentó descaradamente "las mayores diferencias entre los seres humanos de razas distintas". Darwin sostiene allí que los negros y los aborígenes australianos son iguales a los gorilas y luego infirió que los mismos, con el tiempo, deberían ser "hechos a un lado" por las "razas civilizadas". Dijo:

“En algún momento de un futuro no muy distante como para medirlo en siglos, casi con toda certeza las razas humanas civilizadas exterminarán y reemplazarán a las salvajes en todo el mundo. Al mismo tiempo, los monos antropomorfos… sin duda, serán exterminados. La diferencia entre el hombre y sus allegados más cercanos se presentará entonces más amplia, porque será la que corresponderá entre el ser humano con una civilización incluso mayor —como es de esperar— que la de los caucásicos y la de algunos monos tan inferiores como el mandril, en vez de como se presenta ahora entre el negro africano o el australiano y el gorila” .Charles Darwin. La descendencia del hombre.


Las disparatadas ideas de Darwin no fueron solamente teorizadas sino llevadas también, a una posición que proveyeron los más importantes "fundamentos científicos" al racismo. Suponiendo que los seres vivientes evolucionaron en la lucha por la vida, el Darwinismo fue adaptado a las ciencias sociales y se convirtió en una concepción que pasó a ser llamada "Darwinismo Social".

El Darwinismo Social afirma que las razas humanas existentes están ubicadas en distintos peldaños de la "escala evolutiva", que las razas europeas eran las más avanzadas y que muchas otras razas aún llevan rasgos de "simios".

En “El Origen de las Especies” Darwin consideró a los nativos de Australia y a los negros, prácticamente, en un pie de igualdad con los monos y sostuvo que debían desaparecer. En cuanto a esas otras razas que consideraba “inferiores”, opinaba que era esencial impedir su multiplicación, de modo que terminen extinguiéndose. Vemos así que el racismo y la discriminación con los que nos encontramos aún hoy día, fueron aprobados y justificados por Darwin en su momento.

En cuanto a la tarea que le tocaba a las “personas civilizadas”, según las ideas racistas de Darwin, era la de acelerar un poco ese período evolutivo, como veremos a continuación, por lo que no habría ninguna objeción, desde el punto de vista “científico”, en hacer desaparecer lo más pronto posible a aquellos que de todos modos van en ese camino.


El aspecto racista de Darwin se exhibe en muchos de sus escritos y observaciones. Por ejemplo, lo manifiesta al describir a los nativos de Tierra del Fuego, observados en su largo viaje iniciado en 1831. Los describió como criaturas “totalmente desnudas, bañadas en tinturas, comiendo lo que encontraban al igual que los animales, descontroladas, crueles con todos aquellos ajenos a su tribu, sintiendo placer al torturar a sus enemigos, ofreciendo sacrificios sangrientos, asesinando a sus hijos, maltratando a sus esposas, llenos de supersticiones escabrosas”. Pero el investigador W. P. Snow, que había viajado a la misma región diez años antes, presenta un cuadro muy distinto. Dice que los nativos fueguinos eran “sujetos muy bien parecidos, enamorados de sus hijos, en posesión de algunos implementos muy ingeniosos. Reconocían algún tipo de derecho sobre la propiedad y aceptaban la autoridad de varias de las mujeres más ancianas”.

Es este profundo racismo de Darwin lo que hace constar Benjamin Farrington en “Qué Dijo Darwin Realmente” al expresar que habló mucho de “las grandes diferencias entre los seres humanos de razas distintas” en “El Origen del Hombre y la Selección Sexual”.

Por otra parte, la teoría de Darwin, que niega la existencia de Dios, ha sido la causa principal de que mucha gente no perciba que el ser humano es producto de Su creación y que todas las personas fueron, son y serán creadas en un pie de igualdad. Este fue uno de los factores que hizo que el racismo ganara fuerza y se lo aceptara aceleradamente de manera generalizada. El científico norteamericano James Ferguson pone de relieve el estricto vínculo entre la negación de la creación y la aceptación del racismo:

La antropóloga hindú Lalita Vidyarthi explica cómo la teoría de la evolución de Darwin condujo a que el racismo sea aceptado por las ciencias sociales:

“La teoría (de Darwin) de supervivencia del más apto fue recibida con entusiasmo por los científicos sociales de la época. Creían que la humanidad había atravesado varias etapas de evolución, culminando en la civilización del ser humano blanco. A mediado del siglo XIX el racismo era aceptado como una realidad por la vasta mayoría de los científicos occidentales”.

Los darwinistas posteriores a Darwin batallaron con mucho tesón con el objeto de demostrar sus ideas racistas, en nombre de las cuales no tuvieron ningún escrúpulo en elaborar incoherencias y falsedades científicas. Pensaban que cuando “las demostrasen” habrían probado “científicamente” la superioridad y “derechos” del caso, para oprimir, colonizar y, si fuese necesario, exterminar a otras razas.


Stephen Jay Gould señala en el capítulo tercero de su libro »La Medición Incorrecta del Ser Humano« que algunos antropólogos no tuvieron problema en recurrir a la falsificación de sus datos para demostrar la superioridad de la raza blanca. Según Gould, el método que más utilizaron fue el de falsificar las medidas que habrían tenido los cerebros en los cráneos fosilizados encontrados. En su libro menciona que muchos antropólogos que suponían que el tamaño del cerebro tenía algo que ver con la inteligencia, exageraron intencionalmente las dimensiones de los cráneos caucásicos y redujeron de la misma manera las de los negros e indigenas.

Fuentes:

http://06darwinismosocial.blogspot.com

El racismo de la élite TEUN A. VAN DIJK

http://opinioneslimpias.blogspot.com

http://misoginia-y-racismo.info

viernes, 19 de junio de 2015

LA VERDAD DEL NARCOTRÁFICO: ESE NEGOCIO TAN BRITÁNICO

Ese Negocio Tan Británico


“Después de varias décadas de “guerra contra las drogas”, acompañadas de un costo colosal en vidas humanas y recursos materiales, los narcotraficantes son hoy más fuertes que nunca y controlan un territorio más amplio que en cualquier época anterior.”

El narcotráfico es una actividad generalmente ilegal y socialmente rechazada y rechazable, pero muy rentable. Lo segundo siempre fue así, pero no pasa lo mismo con la condena social y legal. Si hoy los gobiernos invierten miles de millones en la lucha (ineficaz) contra las drogas, hace 170 años eran los estados los que traficaban, o lo protegían y se beneficiaban con la venta de estupefacientes, aún a sabiendas de los perjuicios que provocaba en los consumidores. Este fue el caso del Imperio Británico, que incluso no dudó en recurrir a la guerra contra China hasta en dos ocasiones para defender los beneficios de sus comerciantes-traficantes: las Guerras del Opio.

La familia Sassoon, pionera del narcotráfico

David Sassoon

David Sassoon (1792 – 1864) era el tesorero de Bagdad entre 1817 y 1829. Se convirtió en el líder de la comunidad judía de Bombay (ahora Mumbai) después de que los Judios de Baghdad emigraran allí. Era un comerciante de algodón y opio en China. Sassoon nació en Bagdad, donde su padre, Saleh Sassoon, era un acaudalado hombre de negocios, tesorero principal de los gobernadores de Bagdad, y el líder de la comunidad judía de la ciudad. La familia era descendiente de sefardíes cuyos ancestros vivieron en España. La Enciclopedia Judía de 1905, dice que Sassoon expandió su comercio del opio en China y Japón. Él puso a sus ocho hijos a cargo de las bolsas de opio en China.

En Bombay, David Sassoon estableció la casa de David Sassoon & Co., con oficinas en Calcuta, Shanghai, Cantón y Hong Kong. Su negocio, monopolio del comercio del opio en China, (a pesar de que el opio fue prohibido en China) se extendía hasta Yokohama, Nagasaki y otras ciudades en Japón.

Aunque David Sassoon no hablaba inglés, se convirtió en un ciudadano naturalizado británico en 1853. Uno de sus hijos se trasladó a Inglaterra, se convirtió en un barón y se emparentó con la familia Rothschild.

David Sassoon y sus hijos

La Enciclopedia Judía de 1905, establece que Sassoon amplió su comercio de opio en China y Japón. Colocó sus ocho hijos a cargo de los diversos intercambios importantes de opio en China. De acuerdo con la Enciclopedia Judía 1944: "Él empleó sólo Judíos en su negocio, y donde los envió construyó sinagogas y escuelas para ellos Importó familias enteras de sus compañeros Judíos y los puso a trabajar....."

En 1836, el comercio de opio llegó a más de 30.000 cajas por año y la adicción a las drogas en las ciudades costeras se volvió endémica. En 1839, el emperador manchú ordenó que el contrabando de opio se detuviera y encabezó una campaña contra el opio. Incautaron y destruyeron 2.000 cajas de opio Sassoon. David Sassoon, indignado, exigió a China compensar la incautación o Gran Bretaña tomaría represalias.

David Sassoon y su parentesco con los Rothschild y los Günzburg (haga click en la imagen para ampliar)

Sassoon fue una figura fundamental tanto en el comercio del Imperio Británico como en la subyugación británica de China en la “Guerra del Opio”, pero a pesar de esto, no tiene una entrada en la Enciclopedia Británica. Asimismo, la entrada de la Wikipedia ha sido “desinfectada” en los últimos años para eliminar toda referencia a su iniciativa de la “Guerra del Opio”.

Las Guerras Del Opio

Vuestro país está a 60 o 70 mil (millas) de China. No obstante, hay barcos bárbaros que se esfuerzan para venir aquí a comerciar con el propósito de hacer grandes ganancias. La riqueza de China es usada como ganancia por los bárbaros. Se dice que la gran ganancia hecha por ellos deriva toda ella de la correcta participación china. ¿Con qué derecho ellos a cambio usan una droga venenosa para perjudicar al pueblo chino? Déjennos preguntar: ¿Dónde está vuestra conciencia? He oído decir que el fumar opio está estrictamente prohibido en vuestro país; esto ocurre porque es claramente entendido el daño que el opio causa. Desde que no está permitido hacer daño a vuestro propio país, entonces todavía menos deberían ustedes dejar que se perjudique a otros países. ¡Tanto menos a China! De todo lo que China exporta hacia países extranjeros, no hay una sola cosa que no sea benéfica para el pueblo: Son benéficas cuando se comen, cuando se usan o cuando se revenden: Todas son benéficas. ¿Hay un solo artículo proveniente de China que haya hecho algún daño en países extranjeros?

Extracto de Carta de Lin Zexu Comisionado imperial que tenía el mandato de terminar con el tráfico de opio en China a la reina Victoria De Inglaterra


Cuando los europeos comenzaron a comerciar con China hacia los siglos XVII y XVIII no tenían nada interesante que ofrecer excepto plata. Los chinos, bien conscientes de su supremacía en muchos aspectos tecnológicos y científicos, no anhelaban nada de lo que se producía en Europa. Ni los tejidos, ni las máquinas, incluso el armamento europeo les parecía basto e inútil. Este desprecio era fruto de una mezcla de verdadero adelanto tecnológico y de chovinismo. El Imperio Chino se consideraba a sí mismo el centro del mundo y se encerró en su propio entorno, evitando toda expansión comercial y militar a pesar de contar con las capacidades para ello.

Los europeos, en cambio, sí querían productos chinos. Si hoy en día China es sinónimo de productos baratos y de baja calidad, hace 400 años era todo lo contrario. Sus sedas, porcelanas, especies, etc., eran muy codiciados y se vendían a precio de oro en los mercados europeos. Sin embargo, los comerciantes –en ese momento sobre todo españoles que operaban desde la colonia de Filipinas- tenían que invertir enormes sumas de plata y oro de las minas americanas en comprarlos, ya que el trueque de productos era imposible debido a la falta de interés chino por el ‘Made in Europe’.


Así pues, sobre todo a partir de mediados del S.XVIII, el flujo de plata con dirección a China fue creciendo hasta provocar que en Pekín se amasaran enormes reservas en detrimento de las europeas.

Esta situación no era realmente favorable para el imperio británico, el cual, con intención de compensar la balanza comercial, comenzó, de forma paulatina, a implementar un sistema de contrabando de opio desde la India hacia China hasta tal punto que, a principios del siglo XIX lo que fue déficit comercial ya se había tornado en superávit.

Importaciones chinas de Opio (1650-1880)

El gobierno de China intentó frenar este contrabando aumentando los controles a los comerciantes británicos, confiscando todo el opio que podían encontrar y destruyéndolo. Por su parte, los comerciantes ingleses comenzaron a pedir responsabilidades por el valor de los productos decomisados y ante la negativa del imperio chino a recompensar a los comerciantes por los productos decomisados, el gobierno británico decidió intervenir a favor de los contrabandistas dando lugar, en 1839, a la llamada “Primera Guerra del Opio”.

Curiosamente, uno de los principales promotores de esta guerra contra China fue un traficante de opio llamado William Jardine, el cual fundó la empresa Jardine-Matheson (Jardines) que aún a día de hoy mantiene la flor de la amapola como logotipo de empresa.


En 1842, el imperio chino decidió rendirse ante los británicos y ambos bandos dieron termino a la contienda con la firma del “Tratado de Nankin”, el cual imponía duras condiciones al imperio chino, incluyendo la apertura de cinco puertos al comercio con el imperio británico, el pago de reparaciones de guerra y la cesión de Hong Kong.

En 1856 estalla la “Segunda Guerra del Opio”, la cual se prolonga hasta 1860 y termina, de nuevo, con la victoria de las potencias occidentales (Francia, Reino Unido, el Imperio Ruso y Estados Unidos, esta vez). El término de la guerra fue decretado con la firma del “Tratado de Tianjin”, que forzaba la apertura de otros once puertos chinos al comercio exterior, la admisión de delegaciones extranjeras en Pekín, la entrada de misioneros cristianos en el país y la legalización de la importación de opio.

Caricatura de Honoré Daumier sobre la primera guerra del opio publicada en Le Charivari el 29 de Diciembre de 1858

A finales del siglo XIX, entre el 10 y el 50% de los beneficios obtenidos de las colonias occidentales del sudeste asiático provenían del comercio de opio. Para controlar este comercio, muchos gobiernos coloniales optaron por controlar de forma directa su producción y distribución, así, por ejemplo, el gobierno holandés fundó el llamado “Opium Regie” en 1894, como parte del monopolio estatal del opio, con el objetivo de mejorar la producción de esta sustancia así como garantizar su distribución y acabar con el mercado negro.

La situación llegó a tal punto que en la zona de Singapur los trabajadores chinos eran pagados en opio. Y no todo era puro vicio, los efectos astringentes de esta sustancia ayudaban a combatir los síntomas de la disentería, sus efectos anestésicos ayudaban a los obreros a lidiar con trabajos mal pagados en condiciones inhumanas, así como paliaba de forma parcial los efectos de la fiebre producida por la malaria, una enfermedad muy común en la zona.


El gobierno español también contó con granjas estatales de opio y una vez que la colonia pasó a ser propiedad de los Estados Unidos de América tras la guerra de Cuba, estos tuvieron que tomar una postura al respecto entre las posturas prohibicionistas y legalistas.

Una de las primeras medidas del gobierno estadounidense tras hacerse con el control de Filipinas fue desarticular la granja estatal previamente administrada por el gobierno español, instaurando en su lugar un sistema de impuestos sobre el comercio del opio. La actitud del gobierno comenzó a cambiar una vez que los misioneros americanos que llegaban de China se involucraron en el asunto, clamando por la abolición de lo que consideraban un “vicio inmoral propio de los chinos”. Aun así, la respuesta del gobierno se mantuvo a favor de la tasa impositiva como única medida de control.

Durante el gobierno español, la producción y distribución de opio había corrido a cargo del gobierno y su venta estaba restringida a los inmigrantes chinos. Sin embargo, durante el gobierno norteamericano el sistema de impuestos favorecía el acceso al opio a otras etnias al no haber un control directo sobre la venta. El gobernador Taft matizó que tras la adquisición de la colonia se había producido un aumento del consumo entre “chinos, moros y filipinos”, lo que incrementó las quejas de los misioneros y motivó que estos comenzaran una campaña de propaganda y correspondencia dirigida a los gobernadores estadounidenses, organizada tanto desde la colonia como desde las iglesias evangélicas americanas, en la que se recogieron firmas pidiendo que se impusiera la prohibición del consumo de opio en la colonia.

La Banca Inglesa Y Las Drogas


El narcotráfico está en los genes del grupo financiero HSBC pues su fundación obedeció al tráfico del opio en Hong Kong y en Asia.

Al menos eso es lo que revelan documentos históricos de Gran Bretaña.

Las guerras del opio fueron finalmente ganadas por el Imperio Británico y la derrota china es forzó al gobierno a tolerar el comercio de opio. Los británicos coaccionaron además a los chinos para firmar los Tratados Desiguales, abriendo varios puertos al comercio exterior y anexándose Hong Kong. Y es en este contexto donde nace el Hong Kong and Shanghai Banking Corporation (HSBC).


Entre los miembros de su consejo el HSBC tenía a exitosos hombres de negocios como Thomas Dent, propietarios de muchos de los antros en China que vendían opio. Los comerciantes de opio necesitaban un banco de confianza para financiar sus operaciones y comercio y el HSBC nació en el lugar y momento precisos, pudiendo crecer rápidamente al calor de las ganancias que generaba el comercio de opio en China. La transliteración del nombre del banco a caracteres chinos es bien elocuente “recolección de la riqueza”.

Dicen que lo que mal empieza mal acaba y cuando llevas en tu ADN ser el banquero de los traficantes de opio, es normal que prosperes hasta convertirte en el segundo banco del mundo y además lo hagas utilizando prácticas no del todo morales.

Sólo en los últimos 6 años el HSBC ha sido encontrado culpable o ha reconocido llevar a cabo las siguientes prácticas:

Manipular casi todo los mercados financiera manipulables (tipos de cambio, oro, plata y petróleo)

Engañar a clientes no sofisticados con la venta de productos inapropiados para ellos como los Swaps de tipos de interés.

Lavar dinero para los carteles de la droga mexicanos incluido el servicio de transporte de miles de millones de dólares en camiones blindados, compensar cheques sospechosos o ayudar a los narcotraficantes a comprar aviones vía las islas Caimán.

Ayudar a países que están bajo vigilancia como Irán o Corea del Norte evitar sanciones internacionales.

Trabajar estrechamente con bancos de Arabia Saudí ligados con la financiación de organizaciones terroristas.

Y ahora, recientemente con el SwissLeaks, montar en Suiza una especie de Hub financiero donde otros banqueros, empresarios, deportistas, cantantes, traficantes de armas, dictadores y narcotraficantes puedan mantener su dinero a salvo y lejos de las haciendas públicas de sus respectivos países.

Han pasado 150 años y aún ningún país le ha retirado la licencia bancaria al HSBC. Tiene mérito, no conozco ningún cartel de la droga que haya durado tanto tiempo ni que haya sabido proteger tan bien su negocio base.

Fuentes:

http://vidayeltiempo.blogspot.com/

http://www.gurusblog.com/

http://poguemahone.es/